Paneles Solares

Tipos de paneles solares

Un panel o módulo solar es un artefacto que asimila la energía otorgada por la radiación solar para sacarle provecho. El término incluye a los colectores solares, utilizados comúnmente para producir agua caliente doméstica mediante energía solar térmica, y a los paneles denominados fotovoltaicos, usados para la generación de electricidad mediante energía solar fotovoltaica.

Un calentador solar de agua utiliza la energía del sol para calentar un líquido, el cual transfiere el calor hacia un depósito acumulador de calor. En una vivienda, por ejemplo, el agua caliente sanitaria puede calentarse y guardarse en un depósito de agua caliente. Los paneles tienen una placa receptora y conductos, adheridos a esta, por los que circula líquido. El agua calentada es bombeada hacia un aparato intercambiador de energía donde cede el calor y luego circula de vuelta hacia el panel para ser recalentado.

Por su parte, los paneles fotovoltaicos están diseñados con numerosas celdas que transforman la luz en electricidad. Las celdas suelen ser llamadas células fotovoltaicas. Estas dependen del efecto fotovoltaico porque la energía lumínica produce cargas positiva y negativa en dos semiconductores próximos de diferente tipo, produciendo así un campo eléctrico capaz de generar una corriente.